jueves, 20 de abril de 2017

Llámame irresistible - Susan Elizabeth Phillips



LLÁMAME IRRESISTIBLE. Susan Elizabeth Phillips




NOMBRE DEL LIBRO: Llámame Irresistible
AUTOR: Susan Elizabeth Phillips
GÉNERO: Comedia romántica / Romance actual
SERIE: Wynette. Libro 6.
EDITORIAL: Vergara.
AÑO: 2012

ARGUMENTO: Lucy Jorik es la hija de la ex presidenta de Estados Unidos. Meg Koranda es hija de dos actores muy conocidos. Lucy está a punto de casarse con el irresistible Ted Beaudine, el hijo predilecto de Wynette, Texas. Meg está decidida a impedir que su amiga acabe con el corazón destrozado… Sin embargo, nadie más parece compartir su opinión. Meg se convierte en la mujer más odiada del pueblo. Arruinada y sola, está convencida de que es capaz de sobrevivir por sus propios medios. ¿Qué es lo peor que le puede pasar?
¿Enamorarse locamente de Don Irresistible? De eso nada. Imposible.
(Edicionesb.com)

CARACTERIZACIÓN DE LOS PERSONAJES: Maravillosa, son personajes estereotípicos, aunque muy humanos. Por eso sorprenden.

NARRACIÓN DEL AUTOR: He amado cada palabra de la novela. Te atrapa, es ingeniosa, tiene un gran sentido del humor y no es predecible.

TÍTULO: Pega mucho con la novela, así que muy acertado.

PORTADA: Tanto la portada española como la versión original son bastante similares, sencillas y sin mucha complicación. No me vuelve loca.

OPINIÓN PERSONAL: Adoro a Susan Elizabeth Phillips y comencé a leerla a los trece o catorce años con sus Chicago Stars. Había pasado estos años sin coger ninguno de sus libros, pero este lo encontré en la biblioteca por casualidad y no pude evitar llevármelo a casa. El libro vivió algunas aventuras conmigo, como aquellos 30 minutos que pasó solo en la barra de un bar cuando me tomé el café y me fui sin él.
La autora tiene un modo de contar las historias que me entusiasma, me siento muy cercana a su humor y he disfrutado mucho esta novela. No se me ha hecho larga, pese a serlo, y una vez pasé de la página 40 ya no pude parar de leerlo hasta el final. (Sí, después de meses portándome bien, me quedé hasta las cinco de la mañana en vela, ¡vuelvo a ser la misma!)



TRES ASPECTOS POSITIVOS:

-El humor de SEP. No lo pierde ni lo cambia con el paso de los años.

-La trama es original, ¡muchísimo! No en todas las novelas románticas el protagonista está a punto de casarse con la mejor amiga de la protagonista.

-Personajes y trama muy sólida.

TRES ASPECTOS NEGATIVOS:

- La única cosa que me ha costado un poco entender de esta novela tiene que ver con los personajes secundarios: muchos son personajes de otras de las novelas de SEP, así que, al no ser el primer libro de esta serie, me he encontrado con un montón de gente que no conocía de nada. Me hice un buen lío en la cabeza, pues confundía los nombres de algunos personajes secundarios y en ocasiones no sabía ni de quién estaba hablando sin pararme a pensar un buen rato.

-No me ha hecho mucha gracia que los vecinos del pueblo de Ted sean TAN cotillas. O sea, TAN cotillas, me ha parecido desmesurado contar con mil secundarios metiéndose en la relación de los protagonistas sin ningún pudor.

-


 NOTA SOBRE DIEZ: 8/10.

¿LO VOLVERÍA A LEER?  Quizás sí, pero primero quiero leer los demás de la serie Wynette. ¡Sin duda!

jueves, 6 de abril de 2017

Mil días con Nebraska. New Adult.



«Desde que se conocieron, nada volvió a ser como antes.

Quizá Nebraska nunca debería haber vuelto, porque, sin lugar a dudas, ella no es lo que David necesita en su vida.

Son polos opuestos: David es educado, dulce, tierno… Nebraska, orgullosamente, es todo lo contrario.

Dos vidas difíciles, dos personas distintas y un estúpido trabajo que los une para formar una sola historia.»


jueves, 19 de enero de 2017

STOP BULLYING.

Hoy he visto en internet el caso de Lucía, una chica española que se ha suicidado con apenas 13 años a causa del bullying que lleva mucho tiempo soportando.
Me parece algo terrible, he leído la noticia con los labios apretados, pensando que el mundo es muy injusto y, para colmo, hay personas —apenas niños o adolescentes— que se dedican a convertirlo en aún más injusto para otra gente.


Lucía estaba entrando en la adolescencia, le gustaba cambiarse el pelo de color, el anime y leer Harry Potter. Lucía es exactamente igual que yo a su edad, comparte las aficiones que yo tenía con 13 años y seguro que habríamos podido ser amigas si nos hubiéramos conocido. 

Ahora pienso que la cosa no queda ahí, Lucía podría haber sido una de todas esas lectoras que leen mis libros y me mandan mensajes para contarme lo que sienten al leerme, o me dicen pequeñas cositas de sus vidas que me sacan muchas sonrisas. 


 Esto es muy triste, ha muerto injustamente una persona que todavía no había conocido el mundo, que no sabía que vivir es mucho más que cuatro inconscientes que te insultan en el instituto o que se meten contigo por razones absurdas. Vivir es increíble, conoces a gente maravillosa, te enamoras, viajas, haces lo que amas y te llenas de experiencias… me da mucha rabia que por culpa del bullying haya niños que deciden acabar con sus vidas, cortar las posibilidades de vivir, vivir de verdad.

Todo mi apoyo para los padres de Lucía y también para aquellas personas que me lean y que vivan en una situación de bullying. Esto es algo que debe acabar, los bullies no son sólo niños traviesos o un poco crueles. Estamos hablando de torturadores, de personas que consiguen llevar a otros al extremo del miedo y la ansiedad. Hablamos de psicópatas de 11, 12, 13, 14, 15 años. Y esto no se puede seguir permitiendo.

Esto se tiene que acabar.


sábado, 1 de octubre de 2016

Heroínas.





Me gustan esos días en los que me despierto y me siento como unas de las heroínas de mis libros. De hecho, de mayor quiero ser como una de ellas.No hablo sólo de las protagonistas de la novela, sino también de las amigas, las madres, las hermanas…

Para mí, las heroínas de los libros no son frágiles e inocentes, no; son mujeres fuertes y hermosas, independientemente de su aspecto físico. No parecen princesas, pero lo son. Mis chicas y mujeres son tozudas y ocurrentes, impulsivas y están un poco locas. Algunas tienen mal humor y otras son desconfiadas, pero todas son independientes. No necesitan que los héroes las salven, ni que el macho alfa les saque las castañas del fuego, ¡mis heroínas ya están entrenadas para hacer esas cosas! Tampoco necesitan un protector, sino un compañero, alguien que las apoye, alguien que las complemente. Y ellas también lo hacen con ellos.

Son mujeres guerreras, con carácter y mala leche cuando hace falta, ¡claro que sí! Unas más dulces y otras más ácidas. Pero para gustos los colores.
Mis heroínas son como mi madre, mi tía, mi abuela. Son reales y aunque cometen sus errores, consiguen volver loco al héroe que las merece… y si no lo hacen, pues no pasa nada. ¡Solas también están muy bien!

Me parecen mujeres increíbles, capaces de cualquier cosa: de triunfar, de pelear, de amar sinceramente a quienes ellas elijan. Por eso me gusta tanto despertarme y sentir que yo también soy un poco como ellas o al menos intento serlo. Que mi pelo es una locura, que hoy tengo un grano en la frente y que no tengo el horno para bollos, pero, ¿y qué? Lo importante va por dentro y no se ve con los ojos. 

Lo importante lo tienen ellas, todas y cada una de esas heroínas que mueven el mundo y que, afortunadamente, no sólo existen en mis libros.



V.M. Cameron.

jueves, 28 de julio de 2016

Pasión Vikinga - Desde la idea hasta el libro.



¡Hola! ¡Bienvenidas/os a la historia de mi historia!
Desde hace tiempo me apetece hablar sobre este libro y su proceso de creación, hasta llegar a ser finalista del VI certamen de novela romántica que convoca RNR con Vergara.

Pese a que no es lo habitual, comencé a leer novela romántica con 12 años y me aficioné durante mucho tiempo a las historias que me robaron el corazón una y otra vez. Recuerdo que por esos momentos, incluso escondía algunos libros detrás del armario por si mi madre entraba en mi cuarto y encontraba «Amar a un caballero» o «Desatada pasión» encima de la cama. Sabía que probablemente me habría prohibido enterrar la nariz en historias de amor que no debían concernir a una niña de 1º de la ESO.
La novela romántica vivió conmigo desde entonces, conviviendo con muchos otros géneros, y (tras haber escrito ya tres novelas juveniles) a los diecisiete años comencé a experimentar yo misma, creando una historia sobre guerreros escoceses y damas fuertes y valientes. No llegué a terminarla, pero recuerdo imprimirla en la fotocopiadora del instituto para que mis compañeras de bachillerato pudieran leerla y darme su opinión.
El gusanito del romance histórico ya vivía en mí y, aunque ya había probado suerte en concursos literarios, sin mucha fortuna, me crucé con un certamen organizado por el Rincón de la Novela Romántica, por dónde yo ya rondaba desde hacía años. Se me encendió la bombilla, quise comenzar una nueva novela romántica y probar suerte una vez más. Al principio no creí que pudiera tener posibilidades, pues era consciente de que a ese concurso se presentarían escritoras muy experimentadas, con novelas publicadas ya y que, desde luego, habían leído y visto muchas más historias que yo, con dieciocho años. Aun así comencé a construir mi historia:



Me decidí por una novela histórica y arriesgué a más no poder al elegir a los vikingos como protagonistas. Aun así, no me desvié demasiado de mis highlanders y decidí que Briana, el personaje principal femenino, debía ser escocesa.

Mis conocimientos sobre vikingos eran más bien reducidos, pero recordaba haber hablado, tiempo atrás, sobre la sociedad vikinga con un amigo estudiante de filología. Me fascinó el sistema social y la existencia de distintas familias y jarls que gobernaban determinados territorios. Me lancé a investigar con mucha ilusión y en esa empresa tengo que agradecer mucho la ayuda de mi profesor de historia de ese momento, el arqueólogo Alberto Bengoechea. Él me animó mucho desde el primer momento, respondiendo todas mis dudas sobre vikingos, fechas, batallas, embarcaciones... él fue una verdadera inspiración y me sorprendió muchísimo al aparecer en la clase en varias ocasiones con libros que luego me ayudaron decisivamente a la hora de conocer un poco más a una sociedad que aún hoy guarda muchos misterios.

También debo hablar de los personajes, ya que me gustaría mostraros los modelos físicos que se asentaron en mi mente al crear a cada uno de ellos. La mayoría fueron simplemente actores de series y películas que inmediatamente me parecieron perfectos para cada uno de los caracteres de mi libro. Encontré que algunos de ellos provenían de la serie Vikings, aunque no la he visto aún, pues me temo que pueda engancharme a ella y pasarme el resto de mis días escribiendo novelas sobre vikingos.
Algunos de los modelos físicos que escogí para los personajes importantes fueron:

Briana:



Protagonista, rubia y con rostro aniñado pero con carácter. ¡La escocesa del grupo!

Hakon:


Me costó mucho encontrar un modelo físico de hombre que se asemejara al que yo tenía en mente, pero por suerte encontré alguno.

Rurik y Gala: 

 Dos personajes que gustaron mucho al público (más de lo que esperaba) y que, desde luego, son dos salvajes vikingos con una gran historia propia.

Viggo y Trud:


Los otros dos  hermanos de alma de Hakon, valientes y guerreros.

Bayne y Gared:
Los hermanos de Briana cuyo aspecto físico lo imaginé en todo momento como el de estos dos famosos hermanos de la mitología nórdica.

Nya:


Por último, la gran amiga de Briana y esposa de Gared, cuya historia me dio para pensar en muchas otras novelas por escribir.




Desde el primer momento, esta novela fue para mí un sueño y verla publicada ha sido de lo más excitante. En el momento en el que me vi a mí misma como finalista del certamen no pude creerlo y el haber podido entablar amistad con otras escritoras y tener su apoyo (¡Un saludo para la brillante Alexandra Martin Flynn, autora de «De Inglaterra a Virginia»!) me ha hecho tener una renovada confianza en mí misma como escritora. Publicar con la Selección RNR me ha brindado una oportunidad increíble y, desde luego, me ha hecho amar ser escritora y lectora de Novela Romántica aún más.

Link para comprar la novela en Amazon.

miércoles, 20 de julio de 2016

NO AL PLAGIO

miércoles, 8 de junio de 2016

NO al plagio. 

 

 



¿Es posible que, en tan sólo una semana, me haya encontrado con dos casos de plagio y apropiación de derechos de autor descomunales?

Apenas hace unos días que encontré en Wattpad algo que me dejó IMPACTADA. Os pongo en situación: una escritora aficionada escribió un fanfic de Cazadores de Sombras. Es un fanfic completo, largo y que sigue la historia de los libros originales. Pero no deja de ser un fanfic, ya que se sitúa en el universo ya creado por Cassandra Clare. Hasta ahí todo bien, nada fuera de lo común, pero… ¿qué pasa si os digo que alguien robó su fanfic y comenzó a venderlo sin su autorización? Lo sé, venderlo ya implica lucrarse con los escritos de una persona que, al escribir un fanfic y publicarlo en una plataforma gratuita, ya deja claro que no pretende ganar dinero de ningún tipo al hacer eso. Pero ahí no queda todo, de hecho solamente comienza de ese modo… 

La autora se percató de que la irregularidad estaba sucediendo y se alarmó, por supuesto. ¡Ella no tenía ni idea de qué pasaba! Pero resulta que su fanfic estaba siendo comercializado como libro físico. ¡En papel! Y no sólo en internet, no, sino que lo están vendiendo en librerías de distintos países. ¿Cómo demonios puede suceder eso? Pues aquí llega la guinda del pastel: quien comercializa este fanfic, haciéndolo pasar por un libro original de Cazadores de Sombras e incluso firmado bajo el nombre de Cassandra Clare, no tuvo ningún reparo en colocar en la portada del libro… ¡el sello Destino, de la editorial Planeta! A estas alturas de la historia yo ya me estaba limpiando los ojos con Fairy para asegurarme de que no me estaba imaginando lo que veía. ¿Cómo puede ser que alguien sea tan increíblemente tramposo como para hacer algo así? Y, de hecho, ¿cómo puede alguien ser tan tonto para exponerse a cometer un delito tan grave frente a uno de los grupos editoriales más potentes y reconocidos del mundo?

A día de hoy, aún no sé qué ha sucedido con este asunto. ¿La autora encontró a quien le robó su material? ¿Se tomó algún tipo de acción legal ante esta situación?

Pasaron unos días en los que yo pensé que esto sería un caso aislado, hasta que ayer, cuando salí de trabajar me encontré con un mensaje de mi amiga Adriana contándome una historia casi igual de increíble que la anterior: al parecer alguien había robado una de sus novelas y la estaba comercializando en Amazon. ¡¿Qué?! En seguida comencé a investigar y me encontré con que esa  misma «autora» (por favor, tomad estas comillas como MUY evidentes) tenía publicadas en Amazon varias novelas, todas ellas firmadas bajo su supuesta autoría, cómo no, y no me sorprendió mucho descubrir que todas y cada una de ellas han sido robadas a distintas personas que han subido contenido literario a internet de forma gratuita. Mi amiga, por su parte, no había registrado su novela como su propiedad intelectual, aunque para más inri, la ladrona y plagiadora de novelas ya lo había hecho ella misma bajo su propio nombre. Apenas hoy he descubierto que incluso la portada que colocó en el libro de mi amiga, fue robada de otra usuaria de Wattpad, quien tampoco sabe qué hacer ante esta situación.

Ahora mismo estoy asustada de que también me vaya a suceder a mí, desde luego, pero mucho más de contemplar hasta qué punto no se tiene ningún respeto hacia los escritores. Hay gente que parece creer que nuestras novelas se escriben en tres días, que no conllevan esfuerzo, que no comprenden sacrificios de todo tipo por parte de los escritores… ¡y mucho más cuando se escribe para ofrecer contenido a los lectores de forma gratuita! Yo puedo hablar desde ambas caras de la moneda: algunos de mis libros pueden encontrarse de forma completamente gratuita en internet y otros pueden ser comprados por quien quiera disfrutarlos, y siempre he gozado de lo más importante: que los lectores me aprecien y quieran leerme. Ahora bien, ¿tolerar que alguien se lucre económicamente con algo que nosotros ofrecemos GRATIS a los lectores? ¡Ni hablar!

 Sólo espero que los artífices de esta clase de delitos, porque todas esas acciones son profundamente ilegales, reciban castigos muy severos, tanto que tengan miedo de volver a robar y de adjudicarse méritos que no les correspondan. Que verdaderamente comprendan que se trata de un asunto serio y que dejen de tratar a los escritores como meras máquinas que producen de forma robótica historias y entretenimiento, porque no lo somos.

Hoy en día, escribir un libro es una de las pocas cosas que no puede hacerse pulsando un botón.


Os dejo aquí un enlace directo a mi Facebook por si queréis compartir este artículo, gracias. No al plagio.

3 comentarios:

  1. Puedes dar el enlace de las historias que esta persona comercializa? Me da miedo que me pase a mi. Que falta de respeto :/
    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aquí esta la página de Goodreads de quien le robó la historia de mi amiga: https://www.goodreads.com/author/show/14871960.Susett_F_Onarres
      Eliminar
  2. Gracias amiga por escribir ese artículo. Es importante que todo el mundo se enteré, porque a cualquiera le puede ocurrir.
    ResponderEliminar